Mar, 09 Ago 2022 18:18 PM

DeNA promete ser el equipo latino de la NPB en 2013

   La temporada 2012 de la NPB contó con dos equipos que, debido al alto número de jugadores caribeños disponibles en sus nóminas, se convirtieron en los favoritos de los fanáticos de Latinoamérica y, por lo tanto, se ganaron el apodo de los equipos “latinos” de la liga.
 
   Las Águilas de Rakuten tuvieron en sus filas a los dominicanos José Fernández, Kelvin Jiménez y Luis Enrique Terrero y al mexicano Luis Alfonso García, mientras que los Dragones de Chunichi contaron con los dominicanos Tony Blanco, Víctor Israel Díaz, Máximo Nelson y Jorge Sosa y el venezolano Enyelbert Soto.
 
   A pesar de la popularidad de ambos conjuntos, Rakuten fue sin duda el más latino de ambos debido a que sus cuatro caribeños pudieron ser vistos muy a menudo en el terreno de juego al mismo tiempo. Cada vez que Jiménez trabajaba como abridor, era común ver a Fernández en primera base, a Terrero en uno de los jardines y a García batear como designado.
 
   Ningún otro equipo de la liga pudo darse el lujo de incluir, al mismo tiempo, a cuatro jugadores latinos en su alineación regular. Chunichi, a pesar de contar con más latinos que Rakuten, nunca pudo igualar su presencia latina sobre el terreno debido a las lesiones de Nelson, Soto y Blanco y al poco tiempo de juego de Díaz.
 
   Lamentablemente para los fanáticos latinoamericanos, ambos clubes hicieron una limpieza severa de sus nóminas y terminaron dejando en libertad a todos sus latinos (con la excepción de Díaz en Chunichi, quien todavía no se sabe si se va o se queda), por lo que las puertas están abiertas para que otro club tome el relevo y se convierta en el “equipo latino” de la liga en la temporada 2013.
 
   A falta de mes y medio para que empiecen los entrenamientos primaverales, lo que deja mucho tiempo todavía para realizar nuevas contrataciones, las Estrellas de DeNA llevan la ventaja en esa carrera con las recientes adquisiciones del dominicano Tony Blanco y el venezolano Enyelbert Soto, ambos provenientes de Chunichi.
 
   El conjunto de Yokohama ya cuenta con la presencia del venezolano Alex Ramírez, quien no sólo es uno de los latinos más conocidos de la NPB sino también uno de los jugadores más populares del béisbol japonés, por lo que la llegada de Blanco y Soto no hará sino aumentar el apoyo latino que ya tiene el equipo.
 
   Ramírez y Blanco jugarán a diario y muy probablemente batearán tercero y cuarto en la alineación, respectivamente, por lo que cada vez que Soto abra un juego el club contará con 3 latinos sobre el terreno.
 
   Si a esto sumamos el hecho de que Ramírez está a punto de alcanzar los 2.000 hits de por vida en la NPB y podría incluso llegar a los 400 jonrones en la misma campaña, de más está decir que una buen parte de Latinoamérica estará muy pendiente de la trayectoria de DeNA el año que viene.
 
   Diversos reportes indican que la gerencia del club está a punto de contratar al relevista dominicano Jorge Sosa, lo que elevaría el número de latinos del conjunto a cuatro y no haría sino reforzar la popularidad del mismo en la región.
 
   Los Marinos de Lotte elevaron el número de jugadores hispanos de su nómina a tres con la reciente contratación del lanzador puertorriqueño Dicky González, por lo que legítimamente podrían competir por el título del equipo latino de la liga.
 
   No obstante, los otros dos caribeños del conjunto, el dominicano Carlos Rosa y el venezolano Wilfredo Ledezma, son también lanzadores, por lo que el equipo nunca podrá tener a más de uno de sus latinos sobre el terreno al mismo tiempo. Además, tanto Rosa como Ledezma deberán ganarse un puesto en el bullpen por lo que incluso la presencia de los tres al mismo tiempo en el roster del equipo grande no está asegurada.
 
   Después de dejar en libertad a Nelson, Blanco, Sosa y Soto, Chunichi ya ha contratado a los dominicanos Héctor Luna y Daniel Cabrera, por lo que su carácter latino no ha desaparecido del todo. Sin embargo, como ambos estarán debutando en la NPB en 2013 todavía no se puede saber con qué frecuencia verán acción.
 
   Los Leones de Seibu mantendrán en sus filas a los dominicanos José Ortiz y Esteban Germán, por lo que su presencia latina sobre el terreno será importante, especialmente cuando se toma en cuenta que ambos verán acción al mismo tiempo casi de forma diaria.
 
   Esta temporada Ortiz defendió la primera base y bateó como designado y Germán cubrió segunda, tercera y el jardín central y bateó en cuatro puestos distintos en la alineación, por lo que ambos tienen la flexibilidad para adaptarse a la posición y el turno que sean necesarios para jugar a diario.
 
   Debido al buen trabajo que ambos realizaron este año, es muy probable que el club los mantenga activos, sea en el rol que sea, en la campaña 2013.
 
   Los otros ocho clubes de la NPB cuentan con apenas un jugador latino en su roster, o incluso ninguno, como en los casos de Rakuten y los Luchadores de Nippon Ham.
 
   Los Halcones de SoftBank mantendrán el buen apoyo de la fanaticada latinoamericana que recibieron este año debido a la presencia del dominicano Wily Mo Peña, que tuvo un gran debut en la liga en 2012 al conectar 21 cuadrangulares y remolcar 76 carreras.
 
   El poderoso toletero cumplirá el segundo de su actual contrato de 2 años con el equipo y muy probablemente se mantenga como el cuarto bate de la alineación, por lo que tendrá la oportunidad de seguir produciendo como lo hizo esta campaña.
 
   El venezolano Aarom Baldiris, quien también cumplirá el último año de su actual contrato, continuará siendo el tercera base titular de los Búfalos de Orix y tendrá la misión de mejorar los números que consiguió este año, que decayeron un poco en comparación a 2010.
 
   Las Golondrinas de Yakult traerán de vuelta al derecho puertorriqueño Orlando Román, quien fue sin duda el abridor latino más exitoso de 2012. El club de Tokio espera que pueda producir rachas similares a las que tuvo entre finales de julio y principios de agosto, cuando ganó tres partidos consecutivos, lanzando completo en cada uno de ellos y blanqueando al equipo rival en los últimos dos.
 
   El resto de los conjuntos que poseen un jugador latino en su nómina tendrán que esperar para conocer cuánto apoyo recibirán de la fanaticada caribeña debido a que todos esos jugadores estarán debutando en la liga y todavía no se sabe si serán titulares desde el principio o no.
 
   Salvo que algún otro club decida apostar fuerte por el talento latinoamericano en los próximos dos meses para reforzar su nómina de cara a la próxima temporada, las Estrellas de DeNA prometen ser el equipo con el mayor apoyo de los fanáticos latinos en 2013. ¡La mejor de las suertes para ellos!
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Compartir